Suman 9 policías asesinados en Puebla este año con el caso de Z. Mena

Con el homicidio del comandante de la Policía Municipal de Francisco Z. Mena, la noche de este domingo, suman nueve los agentes municipales o estatales que han sido asesinados este año en el estado de Puebla.

Así se advierte en el registro que realiza la organización Causa en Común sobre policías asesinados, y que da cuenta de 336 crímenes en todo el país hasta inicios del mes de octubre.

Felipe, de 38 años de edad, estaba afuera de su domicilio, en la comunidad de Nuevo Carrizal, en Pantepec, cuando sujetos armados llegaron y le dispararon en diversas ocasiones.

Los agresores se dieron a la fuga y posteriormente se reportó el hecho a las autoridades, por lo que se movilizaron elementos de la Policía Municipal, Estatal y paramédicos.

Posteriormente se confirmó el deceso del varón, aunque se desconoce el móvil del homicidio.

Los asesinatos de agentes registrados este año en la entidad comenzaron el primero de marzo, con Oscar y Sergio, quienes fueron ultimados en el barrio de San Diego, en Tepeaca, e incluso les robaron la patrulla en la que viajaban.

El 29 de marzo un ex policía de 25 años de edad fue ultimado en un ataque armado en Tecamachalco, donde además dos mujeres resultaron lesionadas, entre ellas una menor de edad.

El 6 de abril un agente ministerial y un presunto delincuente murieron durante un enfrentamiento ocurrido cuando elementos de la Fiscalía General del Estado de Puebla llevaban a cabo un cateo en San Matías Tlalancaleca.

El 22 de abril asesinaron en una emboscada al jefe de la policía de Acatlán de Osorio, Héctor García Álvarez, y a su esposa, cuando circulaban sobre la carretera estatal Tecomatlán-Piaxtla.

Un elemento de la policía estatal, originario del municipio de Acatlán de Osorio, fue acribillado en el interior de su domicilio el viernes 26 de agosto.

Mientras que el 5 de septiembre un policía municipal de Tehuacán fue ultimado por delincuentes, mientras trataban de huir al ser sorprendidos cuando intentaban cometer un levantón.

Deja un comentario