UE analiza entrenar a las fuerzas armadas de Ucrania

Los ministros de Defensa de la Unión Europea (UE) acordaron estudiar los parámetros y las condiciones en las que se llevará a cabo en un futuro la misión de entrenamiento europeo para las fuerzas ucranianas, según ha anunciado el Alto Representante para la Política Exterior de la UE, Josep Borrell.

Su ministro de Defensa, Oleksii Reznizov, explicó a los ministros las necesidades de entrenamiento militar que las fuerzas ucranianas requieren tanto a corto, como a mediano y largo plazo.

Los Veintisiete se han mostrado de acuerdo en iniciar el “trabajo preparatorio” para la puesta en marcha de la misión, para la que ahora habrá que definir los detalles, ha explicado Borrell en rueda de prensa al término de la reunión informal de ministros de Defensa, recordando que precisamente por su carácter informal no se podían tomar decisiones en firme.

“Está claro que tenemos que ser rápidos y ambiciosos”, dijo el alto representante en cuanto a los tiempos para que haya un acuerdo a Veintisiete que permita poner en marcha esta nueva misión de asistencia militar, incidiendo en que el proceso para definir “los parámetros legales y operativos” se llevará a cabo en coordinación con Ucrania.

Aunque reconoció que algunas de las iniciativas de entrenamiento militar en curso por parte de estados miembro “se están haciendo bien”, Borrell dijo que la futura misión europea permitiría dar una mayor “coherencia” y también una garantía en el tiempo respecto a dicha formación.

En este sentido, el alto representante defendió que estos esfuerzos de la UE podrían ser especialmente útiles para “entrenamiento de alto nivel, organizar la logística, organizar la sanidad militar, o brindar protección contra armamento nuclear o químico”.

Por su parte, la ministra de Defensa de España, Margarita Robles, consideró que en caso de que finalmente esta misión de entrenamiento vea la luz tendrá “un alto valor político”.

Robles Fernández dijo que la UE cuenta con una gran experiencia y liderazgo en ese tipo de estrategias, por lo que esta posible misión puede lograr un gran valor añadido para proteger mejor a la población ucraniana. Ello “requiere asegurar una estrategia de comunicación clara, un planeamiento minucioso y prudente, y seguir criterios de eficacia”, expresó la funcionaria española.

En ese sentido, la ministra ofreció contribuir con módulos específicos de adiestramiento en España, donde se dispone de instalaciones y simuladores, incluyendo el transporte del personal militar ucraniano.

En tanto, la ministra de Defensa belga, Ludivine Dedonder, manifestó que su país podría brindar su experiencia en desminado, en solitario o con otros países, mientras que la ministra de Países Bajos, Kajsa Ollongren, anunció que su país y Alemania presentaron una oferta de entrenamiento en desminado, a la que podrían sumarse otros países.

La idea es que dicho entrenamiento se lleve a cabo en suelo alemán y la intención de ambos países es ponerla en marcha antes de que se lance la eventual misión de la UE, a la que posteriormente podría incorporarse. También el ministro eslovado, Jaroslav Nad, ha planteado la posibilidad de acoger a la misión europea.

Borrell, en sus declaraciones a la llegada al encuentro, ha predicho que la misión de entrenamiento europea enfadará a Rusia. “Muy probablemente Rusia no estará contenta, ya no lo está con el hecho de que estemos brindando grandes capacidades militares”, ha recordado, prometiendo que la asistencia militar se mantendrá tanto tiempo como sea necesario.

Deja un comentario