Municipio Coyomeapan da último adiós a víctimas de balacera con policías estatales

Dos ataúdes color café y uno blanco entraron a la iglesia principal de Coyomeapan, atras de ellos ingresaron personas que con oraciones, flores y pancartas exigieron justicia para Omar, Teófilo y Marcelo.

Omar Herrera Ray de tan sólo 15 años, era seguidor del movimiento, vivía con su padrastro y su madre, quien por el momento se encontraba en otra comunidad debido a que en días recientes tuvo un parto, él se dedicaba a las labores del campo y ese día viajaba en la camioneta en la que fueron interceptados, en el atentado sufrió una cortada en la pierna lo que ocasionó que se desangrara y a pesar de haberlo trasladado al hospital, lamentablemente en el camino murió.

Teófilo Barrera Herrera tenía 24 años de edad y sufría una discapacidad, sin embargo ese día había acompañado a sus compañeros, recibiendo impactos de bala y muriendo al instante.

Marcelo Carrera Bolaños de 45 años de edad, era padre de familia, de ocupación chofer, murió en el lugar de los hechos debido a impactos de bala, ahora deja a sus hijos en orfandad.

Después de la misa, los tres cuerpos fjeron trasladados a la explanada municipal donde se les rindió un homenaje y se dio el último pase de lista, después de esto, entre rezos y llantos, fueron llevados al panteón para así por fin dejarlos descansar.

Fue así cómo le dieron el último adiós a los tres hombres que «murieron por su pueblo», quienes ya descansan en el camposanto, mientras tanto, Coyomeapan se encuentra consternado y exige justicia ante lo ocurrido, esperando que no vuelva a repetirse un hecho similar y manifestando que la lucha continuará.

Algunos pobladores señalan que ese día no sólo fueron interceptados por Policía Estatal, mencionando que también había presencia de elementos de la Policía Municipal de Zoquitlán y fueron alrededor de 50 elementos los que hicieron presencia en diferentes vehículos, sin embargo aún se desconoce el dictamen del perito para conocer cuántos impactos de bala recibió la camioneta en la que se trasladaban.

Deja un comentario