El calor disminuirá esta semana debido a lluvias y tormentas

En los últimos 7 días, se han registrado valores máximos de temperatura comunes para este cuarto mes del año y uno de los más calurosos a nivel nacional, siendo estados como Jalisco, Guerrero, Campeche, Oaxaca, Yucatán, Morelos, Tamaulipas, Veracruz y San Luis Potosí con extremas de 40 a 45 °C. Lo que genera la “normalidad” de esto, es que no hay viento “Föhn” que caliente adicionalmente.

Pero ahora, se espera que la circulación se modifique, dando paso al sistema frontal 43 con su masa de aire más fresco interactuando con el relieve y apoyado por divergencia en altura (permite formación de nubes) para generarse precipitaciones esta semana que refresquen el ambiente de forma notable, especialmente en zonas altas.

Existe cierta variación en los resultados de los modelos en cuanto a la cantidad y su distribución, pero coinciden en mostrar lluvias/tormentas dispersas durante los próximos 5 a 7 días en estados del noreste, centro, oriente y parte del occidente-sur, resaltando Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas, San Luis Potosí, Zacatecas, Aguascalientes, Guanajuato, Querétaro, Estado de México, Ciudad de México, Morelos, Puebla, Tlaxcala, Veracruz, Oaxaca y Chiapas.

En promedio se pueden registrar acumulados de 10-30 mm con puntuales mayores a 50-70 mm en sectores sobre/cercanos a montañas, acompañadas de granizadas, viento arrachado mayor a 50 km/h con eventos localmente severos, donde dichas condiciones sean más adversas, e incluso, la formación de algún tornado. A finales de semana es cuando podría ser mayor la extensión e intensidad de lluvias, sin descartar líneas de turbonada.

Esta tarde se desarrolla el frente 43 al sur de Texas y norte de México, interactuando con una línea seca aumentando inestabilidad que ocasiona tormentas localmente severas entre Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas. Dicho sistema frontal se moverá al sureste sobre el Golfo de México y parte de la Vertiente del Golfo, llegando a Veracruz hasta el norte de la península de Yucatán; su masa fría es débil, pero ayudará a disminuir la intensidad del calor.

«El calor disminuirá esta semana debido al incremento de lluvias/tormentas, siendo algunas localmente severas con granizo y hasta tornados».

La circulación con este frente cambiará, generándose una zona de confluencia de humedad sobre el Altiplano, extendiéndose hacia la Sierra Madre Oriental, donde las lluvias se concentrarán. Entonces, con la masa fría débil y las lluvias las temperaturas tenderán a disminuir (aunque seguirá el calor), rápidamente se refrescará bajo la cobertura nubosa y lluvias por lo que NO se espera “onda de calor” ni “periodo caluroso”.

En general, se prevé una semana con temperaturas en promedio de 24 a 34 °C en nuestro país, siendo probables de forma eventual rondando los 35-40 °C o ligeramente superiores en estados costeros, es decir desde Tamaulipas hasta península de Yucatán y entre Baja California hacia Chiapas, así como colindancias con otros estados. Estén muy pendientes de actualizaciones especialmente por las lluvias, que podrían aumentar o tornarse más severas en varios sectores.

Con información de Meteored.

Deja un comentario