A partir del 26 de enero EE.UU. solicitará prueba negativa de COVID-19 a viajeros

A partir del martes 26 de enero el Gobierno de Estados Unidos solicitará a toda persona que intente ingresar vía aérea al país una prueba negativa de COVID-19, o bien, un documento que certifique que ya se recuperó de la enfermedad.

En la página de la Embajada y Consulados de EE.UU. en México se detalla que la prueba negativa se solicitará a toda persona, a partir de los dos años de edad y sea extranjero o estadounidense, independientemente de si ya recibieron o no la vacuna contra COVID-19.

En el caso de México, el gobierno estadounidense pide reconsiderar a sus ciudadanos viajar al país debido al coronavirus, la delincuencia y el secuestro.

La prueba negativa de COVID-19 se solicitará a los pasajeros de vuelos privados y comerciales, y debe ser de no más de tres días antes del viaje y PCR o NAAT ya que las pruebas de anticuerpos no servirán para acreditar la salud del viajero.


El resultado de la prueba debe proporcionarse de forma impresa a la aerolínea antes de abordar y podría ser necesaria para mostrarse a funcionarios de salud pública después de llegar a Estados Unidos.

De haber padecido COVID-19 se necesitará un certificado médico de que ya se concluyó la cuarentena y se está recuperado.

Las aerolíneas negarán el embarque a cualquier persona sin una prueba negativa o documentación de recuperación de COVID-19″, advierte la Embajada de EE.UU.

En caso de que el vuelo se retrase, el viajero deberá realizarse nuevamente la prueba y presentar el resultado negativo.

Hasta el momento, EE.UU. no solicitará prueba negativa de COVID-19 a personas que ingresen vía terrestre o marítima.

Deja un comentario